Maria Clara

Maria Clara Ortiz, Subdirectora de Capítulos de la Fundación ExE

Por: Diálogo Maestro**

Adoportas de la conmemoración nacional del Día del Maestro, la Fundación Bicentenario conversó con Maria Clara Ortiz, Subdirectora de la Fundación Empresarios por la Educación para reflexionar sobre la Calidad de este derecho y algunas propuestas para avanzar hacia un sistema donde la escuela sea un espacio de integración.

 Esta mujer que lleva muchos años de su vida dedicando parte sus pensamientos a procesos que aporten al mejoramiento de la calidad educativa, al definirla resalta como ésta debe trascender los resultados de las pruebas y orientarse a lograr aprendizajes, teniendo en cuenta los contextos locales y globales para formar seres humanos capaces de cuestionarse a sí mismos, capaces de investigar e indagar, donde no sólo puedan leer y escribir sino  formular preguntas, hacer análisis y asumir posturas frente a temas y problemas sociales. Para ella en una frase: “formar seres éticos y coherentes con la sociedad, eso es la calidad educativa.” 

Según Ortiz, la calidad educativa también tiene que ver con las condiciones físicas y de acceso a la información que permita a los alumnos y maestros contar con recursos que faciliten el proceso de aprendizaje. Se requiere que la educación esté vinculada a una política social, que tenga en cuenta la realidad territorial urbana y rural de Colombia, el curso de vida y los diálogos intergeneracionales sin olvidar por supuesto el enfoque de género y diferencial. 

Frente a la medición de la calidad educativa a través de los indicadores y el ISC - Índice Sintético de Calidad - definidos en el país, nos dice que aunque es importante medir los resultados, la apuesta de la escuela debe ir mas allá, debe generar una formación sistémica, que implique la formación de  maestros, su acompañamiento y la construcción en los planteles de capacidades para generar estrategias integrales de formación. 

A propósito de la conmemoración nacional del Día del Maestro, anotó lo siguiente: “Hoy los maestros tienen grandes retos y enormes posibilidaes de aportar a la paz,  pueden ayudar a transformar la vida de miles de ciudadanos, pasar de una enseñanza memorística a un aprendizaje que genere capacidad analítica, cuestionamientos, solidaridad, comprensión del entorno, tienen la posibilidad de acompañar a sus alumnos en su crecer“.

“Se trata de ir más allá, ¡debemos soñar en grande! Teniendo claro que para alcanzar el sueño de la educación con calidad podemos empezar con pequeñas acciones, generando alianzas y nuevas propuestas, construir paso a paso, con una mirada a largo a plazo y no caer en la desesperanza, para generar una transformación de abajo hacia arriba”, dice nuestra entrevistada mientras enfatiza que cree en la posibilidad de transformar la educación, hacia una educación para todos.

**Diálogo Maestro, es una iniciativa de comunicación de la Fundación Bicentenario que busca intercambiar reflexiones y aprendizajes sobre el presente y futuro de Educación en Colombia.